Información clave
Estudios en el extranjero: Financiamiento estudiantil

7 maneras de ganar dinero mientras estudias en otro país.

4376

Estudiar en el extranjero constituye una experiencia sumamente excitante y enriquecedora. No sólo proporciona la oportunidad de conocer gente de diversas culturas y niveles intelectuales y sociales, sino también permite aprender cosas nuevas mientras se atraviesa por un período de adaptación a otros estándares de vida.

 

Sin embargo, son muchos los beneficios que aporta enfrentarse a esta realidad, entre ellos educación de calidad; a pesar del alto costo económico que implica. De hecho, el principal motivo de preocupación de los alumnos internacionales es el dinero. No hablamos sólo de los costos de matrícula, ya que a dicha suma se añaden los gastos por concepto de alojamiento, comida, libros y viajes; por nombrar algunos. Para sobrellevar la situación, lo ideal y más recomendable es conseguir una fuente de ingresos confiable y segura. Aunque se cuenten con ahorros respetables o con una beca o ayuda financiera, se hace muy cuesta arriba manejar el balance de gastos estudiantiles, sobre todo si se requiere viajar con frecuencia.

A continuación, te ofrecemos una serie de formas creativas de beneficiar tu cuenta bancaria mientras estudias en el exterior:

 

  1. Dar clases

Una de las mejores maneras de ganar unas cuantas monedas es enseñar a otros alumnos, dependiendo de tus habilidades académicas y campo de estudio. Prestarles ayuda cuando se les dificulta alguna materia que dominas, además constituye una excelente oportunidad de practicar tu inglés. Si obtuviste buenas calificaciones en el SAT, incluso puedes ofrecerte como preparador de quienes van a presentar dicho examen.

 

  1. Conseguir un empleo de medio tiempo

Muchos países no permiten que los estudiantes internacionales trabajen, mientras que otros sólo los autorizan para hacerlo la mitad de una jornada. A pesar de que puede resultar muy cuesta arriba lidiar con responsabilidades académicas y laborales a la vez, el hecho de tener el privilegio de estudiar en el extranjero bien vale el esfuerzo, aunque sea por unas cuantas horas a la semana.

 

  1. Empleo de verano

Mientras estudias en el exterior, puedes ahorrar durante las vacaciones académicas haciendo pasantías o trabajando. En la actualidad, con la inmensa popularidad de las redes sociales, han incrementado las posibilidades de las personas para encontrar empleos que se ajusten a sus necesidades y competencias. Busca vacantes temporales en restaurantes, empresas de servicios de catering o campamentos; ya que son el tipo de negocios que necesitan más personal durante estas épocas. También es recomendable solicitar pasantías en grandes compañías, pues este tipo de labor es la vía perfecta para ganar experiencia invaluable que te será muy útil en tu futuro ingreso formal al mercado laboral, además de algo de dinero.  

 

  1. Trabajar desde casa

Otra gran forma de ganar dinero mientras estudias en el extranjero, es buscar empleo como profesional independiente o freelance. Lo más recomendable es crear una cuenta en diferentes sitios Web, al estilo de www.elance.com, y ofrecer tus servicios y/o revisar las vacantes en línea. Por ejemplo, si te interesa la redacción de contenido o la escritura académica, puedes optar por escribir para diversos proyectos.

 

  1. Cuidar niños

Convertirte en niñero(a) te ayudará a ganar dinero fácil y rápido, sobre todo los fines de semana. Se trata de una costumbre generalizada en muchos países, el hecho de depender de una persona que se encargue de cuidar a los más pequeños de la casa al salir de la escuela, pues es usual que ambos padres trabajen. El único requisito es ser paciente, cordial y que te gusten los niños.

 

  1. Trabajar en promociones o dentro del campus

Las empresas de mercadeo suelen buscar voluntarios para participar en eventos que organizan en todo el país, y también es muy común ver diversas ofertas de empleo dentro del campus. Aprovecha cualquiera de ellas, pues aunque no pagan mucho, representan un ingreso extra que no cae nada mal.

 

  1. Vender lo que ya no usas

Todos los estudiantes tienen sus habitaciones repletas de artículos que ya no usan y/o necesitan. Lo más inteligente es venderlos en sitios de subastas en línea como eBay, Amazon y Craigslist. Incluso puedes sacar fotografías y publicar un álbum a modo de “Venta de Garage” en las redes sociales que más visitas. Te sorprenderás el interés que despertarán tus cosas entre amigos y conocidos. También es válido intercambiar objetos.

 

Artículos relacionados:

Recomendaciones para trabajar y estudiar en el extranjero

¡Aprovecha al máximo la oportunidad de estudiar y trabajar en el extranjero!

Pasantías: Excelente oportunidad de ganar experiencia laboral en el exterior

Buscar un curso

Selecciona un país
Posgrado
SOBRE EL AUTOR

Licenciada en Comunicación Social, mención Comunicaciones Publicitarias.

Dale un vistazo...