Información clave
Estudios en el extranjero: Once you arrive

¿Sabes cómo disfrutar del gimnasio en tu universidad?

810

Hoy en día, en la mayoría de las universidades han construido y sumado a sus instalaciones un centro deportivo y un gimnasio. Cuando los estudiantes llegan a su nuevo centro de estudios, dentro de las visitas guiadas por todos los campus de la institución, una de las zonas favoritas por los estudiantes es el área fitness, aunque muchos de ellos jamás hayan pisado un gimnasio.

Si este es tu caso, no es necesario que todo el mundo sepa que eres un principiante. Para que puedas pasar desapercibido entre los demás estudiantes, a continuación te dejamos unas recomendaciones para que tus primeros días no sean un dolor de cabeza.

Lo más importante es la vestimenta y los accesorios necesarios cuando vas a hacer ejercicio. Usa siempre ropa deportiva, camisas y shorts que te ayuden a transpirar, a ventilar el aire y que sean aptos y cómodos a la hora de hacer deportes. Es importante que lleves contigo una toalla o un paño para poder secarte el sudor y ponerlo en las máquinas cada vez que vayas a sentarte o utilizarlas. Recuerda que nadie querrá utilizar una máquina si dejas tu gotas de sudor en ella. Por último, siempre lleva un termo con agua, ya que la hidratación es lo más importante antes, durante y después del ejercicio.

Una vez listo para comenzar a mover tu cuerpo, comienza con un entrenamiento cardiovascular como calentamiento y para que tu cuerpo comience a activarse.  Puedes realizar 20 minutos de trote, utiizar la bicicleta, la escaladora, o realizar una clase de bailoterapia o aerobics.

Después de la etapa de calentamiento estás listo para trabajar en las zonas específicas de tu cuerpo. Es recomendable no trabajar todas las partes de tu cuerpo en un día, ya que la mayoría de los programas fitness están diseñados para trabajar por ciclos, turnando día tras días los diferentes músculos: espalda, pecho, tríceps, bíceps, abdomen, hombros y piernas.

Si estás comenzando a entrar en el mundo del deporte, lo recomendable es que descanses un día entre cada jornada de entrenamiento, y no levantes mucho peso; ya que podrías estirar el músculo y causar una lesión o desgarre.

Puedes comenzar el primer ciclo con ejercicios para la espalda, el pecho y el abdomen, con sesiones de 4 series de entre 12 y 15 repeticiones. Si no estás seguro de cómo funciona alguna máquina, puedes preguntarle a alguno de los entrenadores que de seguro te aconsejarán sobre el uso de las mismas.

Después de descansar un día del Gym, puedes seguir tu rutina con ejercicios de hombro, piernas y abdomen, después de los 20 minutos de calentamiento cardiovascular. Como puedes notar, aparte de la zona abdominal, se estarían ejercitando otras zonas musculares para no sobrecargar las ejercitadas en la jornada anterior.

En el tercer día del ciclo,  te faltarían por ejercitar los bíceps y tríceps, que puedes combinarlos con ejercicios en la parte abdominal o lumbar. Con estos ejercicios habrás terminado de ejercitar todos los grupos musculares y tu cuerpo empezará a activar todas las zonas importantes para ir tonificando, quemando calorías y moldeando tu cuerpo.

 No siempre tiene que cumplirse el ciclo de manera obligatoria; puedes variar y realizar las combinaciones que más te gusten, siempre y cuando no ejercites el mismo músculo varios días seguidos.

 

Si quieres notar cambios favorables en tu cuerpo en pocas semanas, combina esta actividad deportiva con una buena alimentación. Las proteínas tendrán que pasar a ser tus mejores aliadas en la lucha por mantenerte en forma, ya que te darán la energía necesaria y la masa muscular para tonificar tu cuerpo.

 

 

Buscar un curso

Selecciona un país
Posgrado
SOBRE EL AUTOR

Soy opuesto en voleibol, portera en futsal y lateral izquierdo en el fútbol. Me puedes encontrar donde haya un balón. Periodista deportiva venezolana.

Dale un vistazo...